La tendencia Wearable (dispositivos tecnológicos portátiles o vestibles) va tomando fuerza en Colombia, así lo demuestra una de las últimas innovaciones del sector financiero: la Manilla de Pago.

Aunque parezca una escena del futuro, realizar transacciones utilizando una manilla como medio de pago ya es una realidad en el presente, gracias a los avances tecnológicos producidos por el Internet de las cosas (IoT).

¿Cómo funciona?

Gracias a la tecnología de pagos sin contacto (contactless) y la validación de información personalizada por radio frecuencia del chip incorporado en la manila, el usuario sólo debe acercar la manilla al datáfono para realizar los pagos, lo que simplifica en gran medida el proceso de pago.
La manilla se carga a través de una plataforma provista por el banco en la cual el usuario podrá transferir dinero de su cuenta al dispositivo Wearable.

Usos y tipos de manilla de pago:
La manilla se podrá utilizar en dos momentos de consumo específicos, la entrada a eventos y experiencias especiales y las compras de carácter cotidiano, siendo muy útil al momento de hacer deporte y salir de rumba.

¿Cómo obtenerlas?
Podrá acceder a ellas por los procesos tradicionales de petición de productos financieros del banco. Por otro lado, se espera que la manilla reemplace las boletas de entrada a determinados conciertos y festivales, en donde se podrá adquirir dicha manilla. Por ahora, este medio de pago está disponible para tarjetahabientes del grupo Aval.

¿Y la seguridad?
Este medio de pago cuenta con validaciones tecnológicas suministradas por expertos locales e internacionales y altos estándares de seguridad para el manejo de su información y datos. Aun así, se sugiere transferir sumas de dinero moderadas al dispositivo y seguir las recomendaciones de seguridad ya conocidas para los medios de pago tradicionales como:

  • Nunca entregar a terceros información de medios de pago o asociadas a datos personales.
  • Mantener las claves de uso personal y cambiarlas con cierta frecuencia.
  • Reportar novedades a la entidad emisora y validar todas las supuestas promociones con las líneas de atención de cada entidad.
  • Sin duda, este nuevo medio de pago facilitará y revolucionará las formas de pago cotidianos y acceso a eventos, además, contribuye significativamente a la inclusión financiera y reducción del efectivo.