Por dónde empezar a reducir gastos

Optimizar el uso servicios públicos 

Hay muchos hábitos y comportamientos que ayudan al ahorro en agua y energía que son generalmente los servicios públicos más costosos de cubrir y en consecuencia los que más gastos marcan en las facturas. Lea los manuales prácticos que las mismas empresas elaboran para hacer uso eficiente de los recursos.

Adiós a los gastos hormigas

La inteligencia financiera requiere de una gran dosis de voluntad y disciplina, no se deje tentar por adquirir productos innecesarios (dulces, cafés, cigarrillos, bebidas gaseosas) donde se queda parte del dinero sin que, en muchos casos, ni siquiera se dé cuenta.    

Ahorro en alimentos

Los alimentos, como una de las necesidades primarias, se llevan gran parte de los ingresos, por lo que es aconsejable planear muy bien qué es lo que realmente se va a consumir antes de hacer el mercado, con este hábito evita desperdicios y gastos innecesarios. Recuerde también que los gastos disminuyen cuando prepara la comida en casa y deja de comer con frecuencia en restaurantes.

Diversión a bajo costo

Para divertirse no es necesario hacer siempre planes costosos. Desarrollar actividades en casa, como ver una película con familiares y amigos, preparar una comida o hacer una celebración resulta barato. Si por el contrario busca ahorrar fuera de casa, es aconsejable organizar encuentros como picnic, caminatas ecológicas, encuentros en la ciclovía, aprovechar las actividades culturales gratuitas que programan algunas empresas e instituciones del Gobierno.                                       

Ahorro