31010165_ml_consejosparamudanza1. Elija un buen transporte. Si tiene pocos muebles tal vez pueda hacerlo por sí mismo, en su vehículo o el de un amigo. Si necesita contratar el transporte, trate de buscar a alguien que le recomiende una empresa o persona seria. Lo más importante es que no se pierdan las cosas, y que las manipulen y transporten con cuidado para que no sufran daños.

 

2. Lleve solo lo necesario. Este es el mejor momento para regalar o deshacerse de las cosas que no usa o estén en mal estado.

 

3. Empaque con cuidado. Proteja los muebles más delicados forrándolos con plástico, aunque las empresas de mudanza llevan cobijas para forrarlos, los cojines o colchones pueden estar en contacto con el piso y ensuciarse.

Los artículos que puedan romperse, envuélvalos cuidadosamente en plástico de burbujas, papel periódico o papel de revistas viejas, las cajas que contengan estas cosas deben llevar la indicación de “»Frágil”» en el exterior. Pregunte en la empresa de mudanza si le darán las cajas, de no ser así puede conseguirlas en supermercados, en su oficina o en sitios especializados de reciclaje.

La vajilla se debe guardar con mucho cuidado. Los platos puede forrarlos con plástico y colocarlos dentro de la caja de forma vertical, ya que son más resistentes frente a los golpes. Luego rellene los huecos con papel de periódico arrugado. Las copas debe envolverlas una por una en plásticos (burbuja) y guardarlas de pie. Marque la caja con «Frágil» en varias de sus caras.

Tenga cuidado con las cintas adherentes, no hay que usarlas directamente sobre los muebles, luego le costará mucho retirar el pegamento y puede estropear los acabados.

 

4. Marque las cajas y elabore un inventario. La clave para una mudanza exitosa es una buena organización, asigne un número a cada caja y anote qué va en cada una. Así será mucho más sencillo encontrar cualquier cosa.

Tenga claro el número de cajas que suben al camión y que debe recibir en el lugar de destino, así mismo, solicite a los transportadores o ayudantes que dejen ubicados los muebles más pesados y los electrodomésticos como, lavadora y nevera.

Evite transportar cosas pequeñas en cajas abiertas, pueden caerse y refundirse con facilidad, empaque y selle las cajas con los controles remotos de los aparatos y los demás artículos pequeños que vayan quedando sueltos. Para mayor facilidad, es mejor empacar las cosas de cada cuarto en las cajas y no un poco de cada cosa. Organice las cajas pensando en facilitar al máximo su ubicación en su nuevo hogar.

 

Recuerde que por más buena que sea la empresa de mudanzas, nadie cuidará sus cosas como usted mismo, de manera que organice las cosas lo mejor posible y supervise todo con mucho cuidado.